TRAUUNG 44
Lugar/Ort:

Fecha/Datum: / /
Otros Lugares/Weitere Predigtorte:
Herdt-Frickel -spanisch-
Schanzenbach-Wolenberg -spanisch-
Müller-Jacobi -spanisch-
Wagner-Schmidt -spanisch-
Popp-Fischer -spanisch-
Herbel-Wolf -spanisch-
Fischer-Gauß -deutsch-
Meier-Fischer -deiutsch-
Año Eclesiástico/Kirchenjahr:
Libro Bíblico/Buchbezeichnung:Juan 16: 24 - Johannes 16, 24
Skopus:
Trauung 44 -Juan 16:24
"Jesucristo dice: Pidan y recibirán, para que se llenen de
alegría."

El día de hoy para ustedes es un día de alegría. La soledad
terminó. Ahora la vida del uno es juntada con la del otro o
de la otra.
Ustedes han aceptado ser compañeros de la ayuda. La esposa
es ayuda para el esposo y el para ella, sí, en el matrimonio
la mujer es parte del varón y el parte de su esposa.
Por el matrimonio se cambian totalmente las condiciones de
la vida de ambos.
Ser compañeros de ayuda en el matrimonio ya es motivo
profundo de alegría para ustedes. Y sabemos también que Dios
mismo ha plantado el amor en los corazones de estos dos.
Dios desea que estos vivan de hoy hacia un futuro feliz como
esposos.
Pero también sabemos que por nuestra culpa alegría puede
retirarse de la vida diaria, en lugar de ésta se imponen
disgusto y tristeza, en lugar de felicidad se experimentan
infelicidad y en lugar de salud enfermedades.
No sabemos todavaía lo que se realizará en la vida
matrimonial de ustedes. Pero por la promesa de Dios pueden
superar todas las dificultades de la vida común y entrarán
nuevamente felicidad, amor, salud y alegría.
¿Qué dice nuestra Palabra de Dios:
"Pidan y recibirán, para que se llenen de alegría."
Por la bendición nupcial, el Señor promete darles todos los
días lo que necesitan para poder vivir.
Ahora es importante, claramente, preguntar por y pedir a
esta ayuda de Dios.
El espera de ustedes estas preguntas y estas súplicas.
Pueden saber que las dificultades nunca serán más grandes
que la ayuda por Dios, pero se necesitan hablar con El.
Esto es nuestro deseo que ustedes, ahora esposa y esposo,
tal vez más tarde también madre y padre, tengan una relación
personal con Jesucristo para ser un matrimonio bendito y una
familia bendita.
"Jesucristo dice: Pidan y recibirán, para que se llenen de
alegría."