Jugendbibelstunde 20
Lugar/Ort:Meroú

Fecha/Datum:13/06/1978
Otros Lugares/Weitere Predigtorte:
Año Eclesiástico/Kirchenjahr:Grupo ecuménico de jóvenes
Libro Bíblico/Buchbezeichnung:Filipenes 4: 15-20
Skopus:
Jugendbibelstunde 20 -Filipenses 4:15-20

Por la última meditación bíblica hemos dicho que en el
principio de los versículos 10-20 del
cuarto capítulo de la carta del apóstol Pablo a los
Filipenses, el agradece con alegría a los
Filipenses por su ayuda financiera, pero afirmando que sabe
vivir en pobreza como en abundancia, tener sobra como tener
nada. Cristo es El que le da las fuerzas.
El tiene aún en memoria que los Filipenses le han ayudado
muchas veces en el pasado:
a) -15- ¡Contar! - Macedonia.
b) -16- ¡Contar! - Tesalónica.
¿Por qué se alegra por estas ofrendas? (Versíc. 17)
¿Qué significa para Pablo la última ofrenda?
-18- Incienso perfumado, un sacrificio que Dios acepta en
agrado.
-19- Los que han hecho, los Filipenses, con Pablo, hará Dios
con ELLOS.
¿Qué?
Dar lo que les falta.
En el versículo tenemos el fin no solamente de nuestra parte
de la carta, sino el fin de la carta
misma, un himno y una oración y adoración a Dios:
"¡Gloria a nuestro Dios y Padre para siempre. Amén!"
No hemos olvidado que los cristianos de este tiempo viven en
persecuciones sangrientas, Pablo está preso en el camino a
la muerte, también los Filipenses padecen por su fe en
Jesucristo. Pero, no preguntando por estas dificultades, los
cristianos piensan en su Dios,
glorificándole. Termina Pablo con versículos 21-22:
"Saluden de mi parte, en el nombre de Jesucristo, a todos
los que pertenecen a Dios. Los hermanos que están conmigo
les mandan saludos. Todos los que están aquí que pertenecen
a Dios, y especialmente los que son de la casa del emperador
romano, también les mandan
saludos."
Termina Pablo con saludos
"a los que pertenecen a Dios".
Estas palabras ya son una explicación de SANTOS.
Santos saludan santos.
Versículo 22.
En este versículo tenemos algunos datos exactos:
"la casa del emperador romano".
Son esclavos del emperador romano, los cuales no solamente
viven en Roma, sino en todas las partes del imperio, donde
el César tiene propiedad.
Las últimas palabras (versículo 23) son un deseo de
bendición:
"Que nuestro Señor Jesucristo les bendiga a todos ustedes.
Amén."
Indican que esta carta, sí, es una carta personal del
apóstol Pablo, pero siempre es juntada con su servicio de
una apóstol de Jesucristo. Hemos de decir que también esta
carta personal es una predicación, pero por escrito,
terminándose con AMÉN.
Y AMÉN significa la firmación y la fe y la rectitud, que lo
que se ha dicho o escrito, se realizará, porque no es
palabra del predicador sino de Dios mismo.
Martín Lutero en su catecismo menor explica AMÉN así:
"Significa que debo estar aseguro, de que el Padre celestial
acepta mis súplicas y las atiende:
pues El mismo nos ha ordenado orar así y ha prometido
atendernos. Amén, Amén, quiere decir: sí, sí que así sea."