-6-Kirchenj. bis Ewigkeitssonntag 16
Lugar/Ort:Aldea Protestante

Fecha/Datum:29/10/1977
Otros Lugares/Weitere Predigtorte:
Camarero/Puiggari, 30-10-1977 -spanisch-
Maroú, 12-11-1978 -spanisch-
Reffino, 18-10-1970 -deutsch-
Paraná, 15-11-1970-deutsch-Krank. Meier
Aldea Protestante, 2-5-1971 -deutsch-
Año Eclesiástico/Kirchenjahr:Día de Reforma - Reformationstag
Libro Bíblico/Buchbezeichnung:Gálatas 5: 1-11 - Galater 5, 1-11
Skopus: Recibiendo libertad, vivimos realmente libremente.
-6- Kirchenj. bis Ewigkeitssonntag 16 -Gálatas 5: 1-11
"Estad, pues, firmes en la libertad con que Cristo nos hizo
libres, y no estéis otra vez sujetos al yugo de esclavitud.
He aquí, yo Pablo os digo que si os circuncidáis, de nada os
aprovechará Cristo. Y otra vez testifico a todo hombre que
se circuncida, que está obligado a guardar toda la ley. De
Cristo os desligasteis, los que por la ley os justificáis;
de la gracia habéis caído. Pues nosotros por el Espíritu
aguardamos por fe la esperanza de la justicias; porque en
Cristo Jesús ni la circuncisión vale algo, ni la
incircuncisión, sino la fe que obra por el amor. Vosotros
corríais bien; ¿quién os estorbó para no obedecer a la
verdad? Esta persuación no procede de aquel que os llama. Un
poco de levadura leuda toda la masa. Yo confío respecto de
vosotros en el Señor, que no pensaréis de otro modo; mas el
que que no perturba llevará la sentencia, quienquiera que
sea. Y yo, hermanos, si aún predico la circuncisión, ¿por
qué padezco persecución todavía? En tal caso se ha quitado
el tropiezo de la cruz."

El apóstol Pablo, cantando:
"Cristo nos dio libertad, para que seamos libres. Sigan
ustedes firmes, pues, en esa libertad, y no se sometan otra
vez al yugo de la esclavitud."
entona realmente un himno muy fuerte de la libertad de los
hombres.
Hizo esto, porque esta libertad es amenazada de todos los
lados, no solamente en tiempos antiguos, sino también hoy.
¿Qué es la suposición de esta libertad de los hombres?
Del principio Dios nos dio la posibilidad de una decisión SI
o NO, y vivir según esta nuestra decisión.
Esto tiene validez en todos los aspectos de nuestra vida,
también en la relación con Dios y con nuestros prójimos.
El Creador, dándonos esta libertad como una dignidad
especial, espera que utilizamos este don en conformidad con
su voluntad, a favor de la creación y de todos los seres
humanos, presentándonos como sus criaturas agradecidas.
En esta libertad, que comprende un SI o un NO como parte de
nuestro ser humano y nuestra humanidad verdadera, Dios
esperó de un agradecimiento profundo, un SI a favor de
nuestro destino y tarea.
Lamentablemente no hemos elegido este SI, sino el NO contra
nuestro destino como criaturas de Dios y contra nuestra
tarea a favor de nuestros prójimos.
De este NO está en confusión la vida humana.
Queríamos ser libres sin la relación con Dios y sin el
cumplimiento de nuestra obligación entre la humanidad no es
posible y se cambia en una auto-esclavidtud.
Entonces somos esclavos de nosotros mismos, de nuestra
avaricia, afan de dominar, concupiscencia y pereza etcta.
Libertad humana contra el sentido del Creador se cambia en
una esclavización de nosotros por otros, los cuales nos
explotan y opinan y engañan.
La libertad, nos dada para gobernar esta tierra y para
utilizar todas sus fuerzas, sin preguntar por el sentido del
Creador, nos hace a esclavos de estas fuerzas.
Por ejemplo, son muchos ya esclavos de su televisor,
incapáces de apagar este aparato.
En otros aspectos, especialmente de la ciencia y de la
técnica, se desarrolló aún más fuertemente la esclavización
del hombre. Podemos cambiarnos en esclavos de máquinas.
El apóstol Pablo ahora escribe que Jesucristo, en una manera
excepcional, explicó y presentó la libertad verdadera, dada
por el Creador; sí, aún más, vivió esta libertad en su vida
y prometió ayudarnos en nuestra práctica de ésta, para
nuestra felicidad:
"Cristo nos dio libertad, para que seamos libres. Sigan
ustedes firmes, pues, en esa libertad, y no se sometan otra
vez al yugo de la esclavitud."
El apóstol Pablo explica la libertad según la que Jesucristo
practicó y la que llamamos libertad cristiana, un aspecto de
la fe cristiana, en que experimentamos con el Señor vida
verdaderamente humana.
De esta libertad, el apóstol Pablo es entusiasmado y lo
predicó en Gálatas. Y por esta predicación se fundó una
congregación, formada por paganos, a los cuales el apóstol
había anunciado la libertad de la esclavitud de los
demonios, de sí mismo, del gobierno y del paganismo.
¿Y qué se realizó que el apóstol exhorta a los gálatas, en
una manera apasionante, que no deben renunciar a esta
libertad, bajo ningunas circunstancias.
En su lucha por la libertad cristiana puede decir:
"Si alguien les da un mensaje de salvación diferente del que
ya recibieron, que sea puesto bajo maldición."
Cristianos de los judíos de Jerusalén, con otras tradiciones
han acusado a los cristianos de los paganos que no sean
cristianos verdaderos porque no cumplen la ley, como dicen
los adventistas de nosotros, que no seamos cristianos porque
no guardamos el sábado.
Estos grupos de los cristianos de los judíos también luchan
contra el apóstol Pablo, diciendo que no sea un apóstol
verdadero porque no andaba con Jesús por Palestina en los
añor de su vida de El. También dijeron que Pablo no puede
ser un apóstol porque el no predica la ley, tampoco la leyes
de los píos, sino hace propaganda a favor de la libertad de
la ley.
Lo que bastó para los paganos para convertirse en
cristianos, no querían aceptar los cristianos de los judíos,
pidieron que los pagansos primeramente deben invertirse en
judíos.
Pablo dijo:
Jesucristo solo.
y los cristianos de los judíos dijeron:
Ley y Jesucristo.
Del principio la cristiandad estaba en esta disputa y
luchaba contra el peligro que se aceptan además de Cristo
otras condiciones como puerta de la salvación.
También en el tiempo de la Reforma, Dr. Martín Lutero luchó
contra tantas muchas condiciones y leyes eclesiásticas que
debía ser cumplidas para ser cristianos verdaderos.
Innumerables son las iglesias, grupos y sectas, en la
cristiandad de hoy que también piden, además de la fe en
Jesucristo, el cumpliumiento de leyes pías y conceptos
humanos para ser cristianos.
Algunas condiciones actuales quiero presentar:
Aceptación de la autoridad del Papa en la Iglesia Católica
Romana.
Cumplimiento del tercer mandamiento como sábado.
Creer que Jesucristo vivió en América del Norte, por los
Mormones.
No comer la sangre de los animales por los Testigos de
Jehová.
Se debe haber experimentado éxstasis y glosolália, en las
Iglesias Pentecostales.
El bautismo como mayor, en la Iglesia Bautista.
Poder decir día y hora de la conversión piden muchoos grupos
fundamentalistas en las Iglesias Evangélicas.
¿No tiene cada uno de nosotros su propia opinión de lo que
una persona debe cumplir para ser un cristiano?
Por eso es una cosa buena que no olvidamos lo que el apóstol
Pablo predicó como el mensaje alegre de la libertad
cristiana:
"Así pues, vemos que una persona es aceptada por Dios, por
medio de la fe, sin tomar en cuenta si ha hecho lo que la
ley manda."
Todo lo que quiere obligarnos, además de la fe en el
evangelio, nos lleva en una nueva esclavitud, tal vez
esclavitud pía, que termina en la condenación, como dice
nuestro texto:
"Aquellos de ustedes que se creen aceptados por Dios por
cumplir la ley, se han apartado de Cristo, se han separado
del amor de Dios."
Estando firmes en este centro de la libertad de la fe
cristiana y no desviándonos del camino recto, podemos vivir
solamente como hombres libres en medio de este mundo, según
la voluntad de nuestro Creador.
Y de un agradecimiento a Dios podemos vivir en una
responsabilidad mutua, de persona a persona, en amor y ayuda
y respeto.
El mundo actual espera de nosotros, cristianos, que le
presentamos el camino de la esclavitud de hoy hacia la
libertad no solamente de los hijos de Dios, sino de todos
los seres humanos, No podemos desilusionarles, porque la
palabra tiene validez también para nosotros:
"Cristo nos dio libertad, para que seamos libres. Sigan
ustedes firmes, pues, en esa libertad, y no se sometan otra
vez al yugo de la esclavitud."