-1-Kirchenjahr bis Weihnachten 078
Lugar/Ort:Diamante

Fecha/Datum:24/12/1976
Otros Lugares/Weitere Predigtorte:
Aldea Protestante, 24-12-1975 -spanisch-
Grabschental, 25-12-1975 -spanisch-
Meroú, 25-12-1977 -spanisch-
Meroú, 24-12-1980 -spanische- para leer-
Reffino, 24-12-1981 -deutsch- para leer-
Aldea Protestante, 24-12-1977 -deutsch-
Grabschental, 25-12-1977 -deutsch-
Año Eclesiástico/Kirchenjahr:Fiesta de Nochebuena - Weihnachtsfeier
Libro Bíblico/Buchbezeichnung:Zaquarías 9: 9 - Sacharja 9, 9
Skopus: Esperamos paz, alegría, amor y justicia.
-1-Kirchenjahr bis Weihnachten 78 - Zaquarías 9: 9
"Alégrate mucho, hija de Sion, da voces de júbilo, hija de
Jerusalén, he aquí tu rey vendrá a ti, justo y salvador,
humilde, y cabalgando sobre un asno, sobre un pollino hijo
de asna."

Muchos siglos antes del nacimiento, el profeta Zaquarías ya
sabe que por este Jesús de Nazaret se cambiará totalmente la
dirección de la historia humana y del mundo. Esta nueva
dirección es caracterizada por lo que expresan algunas
palabras de nuestro texto, como
"Alegrarse, júbilo, tu gobernante como ayudador vendrá a ti,
salvar, actuar justamente y vivir felizmente."
Esta nueva dirección empezó en el rancho de Belén y quiere
llevarnos en el cumplimiento perfecto de lo que significa
vida feliz para todos los seres humanos. Jesús erspera
nuestra colaboración para alcanzar este destino.
Claramente conocemos y vivimos diariamente el reverso de la
medalla, una vida humana sin el Niño en el pesebre de Belén,
sin la Nochebuena, sin la Fiesta de Navidad, un mundo
caracterizado por las palabras siguientes:
Entristecerse, desesperar, ser oprimido, sin ayuda del lado
de sus prójimos, hacer injusticia, soñar de riquezas y
poderes.
Comprendiendo bien lo que hemos explicado, tenemos la
posibilidad para poder festejar realmente Navidad, para
poder visitar sin dificultades al Niño en el pesebre de un
un rancho, de Belén, para ser sus colaboradores, escuchando
claramente el MENSAJE de la NOCHEBUENA:
"No tengan miedo, porque les traigo una buena noticia, que
será motivo de mucha alegría para todos: que hoy nació en el
pueblo de David, un Salvador para ustedes, que es Cristo, el
Señor."
Desde el nacimiento de este Jesús de Nazaret, entró
nuevamente en nuestra vida la esperanza, esperanza para cada
uno de nosotros, para la humanidad y para este mundo.
Hemos dicho ya que por el Niño en el pesebre, por un
encuentro con El, somos puestos en el camino nuevo con la
otra dirección: Una vida alegre.
Ahora es importante a ir, a utilizar este camino, no
preguntando por las dificultades y problemas, tampoco por
nuestros propios fracasos.
Sabemos que El que nos llama a este camino, anda con
nosotros, y nos espera un reino en que gobierno paz,
alegría, amor y justicia, en que vivimos como hijos de Dios,
como seres humanos verdaderos.