-1-Kirchenjahr bis Weihnachten 054b
Lugar/Ort:

Fecha/Datum: / /
Otros Lugares/Weitere Predigtorte:
Año Eclesiástico/Kirchenjahr:2 medit. de adviento
Libro Bíblico/Buchbezeichnung:Mateo 24: 14
Skopus: Nuestra tarea en el adviento del Señor
-1-Kirchenjahr bis Weihnachten 54b -Mateo 24: 14
"Y este mensaje del reino será predicado en todo el mundo,
para que todas las naciones lo conozcan, es entonces cuando
vendrá el fin."

En la primera meditación de adviento hemos escuchado que
Jesús vino al pueblo de Israel para darle su ayuda en las
muchas dificultades, causadas por propia culpa. Más tarde,
el Señor testificó que regresará otra vez para ayudar
también al nuevo pueblo de Dios, a la Iglesia, a la
cristiandad, porque hemos negado en la misma manera como el
pueblo Israel nuestra tarea como hijos de Dios.
Nosotros, el nuevo pueblo de Dios en el adviento, esperamos
la intervención directa del Señor en su Iglesia. Y ahora nos
dice el texto que el venir de Jesús en el futuro no
solamente tiene importancia para el pueblo de Dios, sino
también para todos los hombres. Sí, hemos de decir todavía
que la condición para el venir de Jesús y su ayuda a su
Iglesia existe en lo que hemos predicado el mensaje de
alegría en Jesús a todos los hombres.
"Y este mensaje del reino será predicado en todo el mundo,
para que todas las naciones lo conozcan, es entonces cuando
vendrá el fin."
El tiempo del adviento en el año eclesiástico nos dice todos
los años de nuevo del venir futuro de Jesús con su ayuda,
pero también nos exhorta que no olvidemos nuestra tarea como
cristianos.
Es la tarea que Jesús dio a sus discípulos, a nosotros,
cristianos, antes de su ascensión:
"Vayan, pues, a las gentes de todas las naciones y háganlas
mis discípulos, bautícenlas en el nombre del Padre, del
Hijo, y del Espíritu Santo, y enséñenles a obedecer todo lo
que yo les he mandado a ustedes."
El tiempo entre el primer y segundo adviento de Jesús, en
que vivimos, llamamos el tiempo de misión.
Por el anunciar en palabras y obras debemos invitar también
a los paganos y ateistas a ir, en toda la debilidad, el
camino de la fe, sin preguntar por los resultados de este
nuestro anunciar. Después del cumplimiento de esta nuestra
tarea, vendrá Jesús por segunda vez, se cumplirá el tiempo
de adviento.